SALIDAS PROFESIONALES GRADUADOS EN DERECHO. 2022

SALIDAS PROFESIONALES GRADUADO DERECHO

SALIDAS PROFESIONALES GRADUADOS EN DERECHO. 2022


CONOCE ALGUNAS DE LAS MEJORES SALIDAS PROFESIONALES PARA LOS GRADUADOS EN DERECHO.

 

 

Cuando decidimos estudiar derecho, no sueles tener claro cuál va a ser la salida profesional a la que te dedicaras durante el resto de tu vida. Por esta razón, en esta publicación analizaremos las distintas salidas profesionales para graduados en derecho.

Aunque lo habitual es pensar en la abogacía o en oposiciones tan tradicionales como judicatura, lo cierto es que hay más vida profesional de estas opciones y algunas son realmente interesantes.

El abanico realmente es muy amplio, por lo que debes de conocer todas las salidas profesionales al momento de finalizar el grado. Estas alternativas serán las que se expondrán en esta publicación, con especial hincapié en las salidas profesionales dentro de la abogacía.

Para elegir una salida profesional, debemos de tener en cuenta, entre otros, los siguientes puntos:

  • El mundo jurídico depende de la vocación, por lo que debes de elegir aquello que realmente te llena y te gusta.
  • Evalúa las alternativas, valorando cuál es el nicho de mercado que más se demanda en el momento del análisis, en las conclusiones te damos algunas pistas sobre las áreas más demandadas en el mercado.
  • Ten en cuenta cuál es la banda salarial en la que deseas moverte y también, el nivel de estrés al que deseas estar sometido, evalúa la oferta y la demanda, en ocasiones aquello que te gusta está copado y por tanto entrar es muy difícil por el fuerte nivel de competencia que existe (no olvides la grandísima cantidad de profesionales del derecho que existen en España).
  • ¿Sector público o privado? Otra de las grandes cuestiones planteadas por los profesionales del derecho. ¿Estás preparado para opositar y ser funcionario público o te encantan los retos y la empresa privada?.

Pero, ¿Cuáles son las alternativas al mundo de la abogacía? Conócelas en esta publicación.

 

 

OPOSICIONES PARA GRADUADOS EN DERECHO.

 

En primer lugar, las oposiciones vinculadas al sector jurídico, en donde una vez superadas, trabajarás en el sector público. Las oposiciones pueden ser muy variadas, con distintas modalidades de presentación y también, con más o menos exigencia (algunas incluso requieren más de 7 años de dedicación exclusiva como media para «intentar» superarlas con éxito).

 

Entre otras, podemos mencionar las siguientes:

 

  • Judicatura. Oposición que se divide en ser Juez o Fiscal. La oposición para juez es generalista y es que no existe prueba alguna dedicada a una especialización. En el caso de Fiscalía, trabajarás en asuntos penales, de incapacidad y menores y también en donde se atenta contra los derechos fundamentales.
  • Notarías. Oposición que, de aprobarla, te conviertes en quien da fe pública. Son tanto funcionarios públicos como profesionales del Derecho y tratan temas de diversa índole. El sueldo suele ser elevado.
  • Letrado de la Administración de Justicia. Funcionario público anteriormente conocido como el secretario judicial.
  • Cuerpo de la Jurisdicción Militar. Sector público – militar, en donde te vincularás a todo lo relacionado con el mundo del ejército.
  • Abogado del Estado. Junto con las anteriores, es una de los oposiciones más complicadas y difíciles que existen.
  • Instituciones Penitenciarias. Una de las oposiciones más recurridas en los últimos años.
  • Seguridad social o Hacienda. Aquí existen distintas categorías, por lo que debemos de valorar a cuál queremos acceder.

 

El sector público conlleva una estabilidad que el mundo privado no suele darte. No obstante, para poder acceder a ellas es necesario dedicar años a su preparación y es que cada vez son más los graduados en derecho que deciden inclinarse por el derecho público. No te olvides que aunque estable el techo salarial existe y puedes ganar muchísimo más dinero en el sector privado ni que muchos opositores no consiguen -desafortunadamente- obtener plaza.

 

Damos un salto del sector público como tal, y nos dirigimos a la docencia, salida a tener en cuenta aunque requiere su propio camino: el doctorado. En este caso, existen los denominados profesores asociados que no son docentes a tiempo completo y combinan la formación con el sector público o con la abogacía, por lo que recomendamos tenerlo en cuenta si te interesa dar clases.

 

LAS SALIDAS PROFESIONALES DENTRO DE LA ABOGACÍA.

 

SALIDAS PROFESIONALES GRADUADO DERECHO

 

Pues bien, estudiado todo lo anterior, llega el análisis. ¿Qué salidas profesionales hay dentro de la abogacía?.

Para poder ser considerado como abogado, es necesario haber concluido los siguientes trámites:

 

  • Haber cursado el grado en Derecho o la licenciatura.
  • Haber cursado un máster o curso oficial de acceso a la Abogacía.
  • Haber obtenido la calificación de apto en el examen estatal convocado por el Ministerio de Justicia.
  • Colegiarte como Abogado (ejerciente o no ejerciente).

 

Visto los requisitos para que puedas ser considerado como abogado, conviene destacar que la salida profesional más conocida dentro del mundo del derecho es la abogacía.

Sin embargo, dentro del concepto de abogado, podemos distinguir distintas alternativas y es que:

  • Puedes desarrollar o emprender tu bufete privado y tu propia firma.
  • Puedes trabajar para un tercero (despacho) o colaborar en régimen mercantil o como externo.
  • Puedes ser abogado de empresa (in house lawyer)
  • Puedes trabajar en el ámbito de la consultoría (ser consultor o asesor legal desvinculado de los procedimientos judiciales).

Como vemos, son distintas las salidas profesionales como abogado, profundicemos en ellas:

BUFETE PRIVADO. MONTAR TU PROPIO DESPACHO.

 

Lanzarte a la piscina y montar tu propio despacho de abogados conlleva un riesgo que si trabajas para un tercero no lo tienes. Actualmente, son muchos los abogados que trabajan por cuenta propia sin depender de nadie, puede parecer un reto pero desde luego con perseverancia y diferenciación puedes lograrlo.

La profesión permite el crecimiento de la persona, lo que supone que una persona pueda llegar a tener que contratar a terceras personas para poder cubrir todas las necesidades de sus clientes.

 

TRABAJAR PARA UN TERCERO (DESPACHO DE ABOGADOS) O COLABORAR.

 

Frente a ser el jefe y trabajar por cuenta propia, nos encontramos con aquellos despachos en los que contratan a terceras personas para que lleven los asuntos, evitándose así el miedo a emprender, el riesgo y otros factores que hacen que quieras evitar dar el salto a ser empresario/a.

Tendrás un jefe que marcará tus directrices y, por tanto, no tendrás tanto margen de actuación como si el bufete es tuyo. Lo bueno es que el sueldo está garantizado y el riesgo le corresponde al empresario y no al trabajador. Por otro lado, puedes colaborar con distintos despachos, por ejemplo, llevándoles la parte procesal de acudir a Audiencias o Juicios incluso con varios a la vez como suele ser habitual.

 

SER ABOGADO DE EMPRESA. IN HOUSE LAWYER.

 

Si lo que quieres es huir del tradicional concepto de abogado de sala, nos encontramos con el abogado de empresa. Para poder ser abogado de empresa, además de estar colegiado, lo habitual es que se haya hecho un máster de especialización en asesoría jurídica de empresa.

El abogado corporativo suele encargarse de la empresa en términos generales, de tal forma que también estará vinculado al área del Compliance, M&A, antitrust, contrataciones o despidos e incluso con el nicho de la propiedad industrial e intelectual.

Algunas de las funciones del abogado de empresa son las siguientes:

  • Garantizar el cumplimiento de la normativa por parte de la empresa.
  • Representar a la compañía ante la administración pública.
  • Asesorar en cualquier operación de la sociedad, lo que va vinculado al área del M&A.
  • Verificar los contratos con clientes, proveedores, distribuidores, partners o con los propios trabajadores.
  • Desarrollar informes que den datos acerca de la situación empresarial.

 

CONSULTOR O ASESOR DE NEGOCIO.

 

Otra de las salidas a tener en cuenta es la consultoría, en donde se proporcionan servicios a las empresas, con carácter general, a las de gran envergadura.

A través de la consultoría se da soporte al empresario, pudiendo dejar a merced de los profesionales aquellos trámites administrativos, operaciones empresariales o corporativas que suelen ser complejas y requieren una visión conjunta del negocio, siendo preciso bien tener conocimientos en administración y dirección de empresas o bien especializarte en derecho corporativo.

Las consultorías dan un servicio integral y multidisciplinar de tal manera que se analizan todas las circunstancias internas y externas que puedan afectar a la empresa. Incluso en lo relativo a los recursos humanos.

Para ello, el consultor se basa, entre otras herramientas, en el análisis DAFO: en el que se valoran las debilidades, amenazas, fortalezas y oportunidades.

Un análisis óptimo por parte de una consultora puede suponer el crecimiento de la compañía e incluso su internacionalización.

La asesoría jurídica o legal está totalmente vinculada al sector empresarial y es que cualquier compañía requiere de esta figura. No sólo en el sector privado se necesita de un asesor legal, sino que también en el sector público contamos con esta figura.

Dentro del asesoramiento jurídico podemos especializarnos en áreas como el mercantil, penal, laboral, tributario, internacional…

 

¿PUEDO SER ABOGADO Y PROCURADOR A LA VEZ?.

 

No. Es incompatible el ejercicio de la abogacía con la profesión de procurador.

Aunque el actual Estatuto General de la Abogacía Española no recoja esta incompatibilidad, se sigue manteniendo la pretensión dispuesta en los artículos 542 y 543 de la Ley Orgánica del Poder Judicial, en relación con lo dispuesto en el artículo 23 apartado 3º de la Ley de Enjuiciamiento Civil.

 

EN CONCLUSIÓN

 

El mundo de la abogacía se mueve dentro de un mercado de gran competencia a pesar de la multitud de salidas profesionales que existen. Es por esta razón por la que os animamos a especializaros en un área del derecho en concreto.

 

EL DERECHO CORPORATIVO (CORPORATE LEGAL), LAS ÁREAS ESPECIALIZADAS EN NUEVAS TECNOLOGÍAS (DIGITALIZACIÓN O IT) Y AQUELLAS VINCULADAS CON EL ASESORAMIENTO EMPRESARIAL (MERCANTIL, FISCAL Y LABORAL) EN MERCADOS CONCRETOS O NICHOS DE NEGOCIO SON LAS MÁS DEMANDADAS POR EL MERCADO Y LAS MEJOR PAGADAS POR ÉSTE.

 

El departamento de corporativo es una de las salidas profesionales con mayor inserción laboral, pues son necesarios en distintas entidades como banca, compañías aseguradoras, fondos de inversión o empresas internacionales. Eso sí, el derecho corporativo va de la mano del internacional y necesita una especialización que ni el Máster de Acceso ni la Carrera de Derecho te dará, antes de lanzarte a estudiar un Máster no te dejes seducir por el precio o por los departamentos de marketing y consúltanos.

Por otro lado, el Compliance es otra de las alternativas a tener en cuenta, y es que a partir de esta modalidad se identifican los riesgos operativos y legales de una empresa, por lo que está vinculado a la asesoría jurídica de empresa.

Si no os convencen ninguna de las anteriores especializaciones, el derecho digital o las nuevas tecnologías puede ser otra de las salidas a tener en cuenta y es que la sociedad en general actualmente crece de la mano de la tecnología, el desarrollo y la innovación.

Y, si lo que buscáis es desarrollarte dentro del sector jurídico, pero no como abogado como tal, recursos humanos puede ser tu sector, ya sea como head hunter o como recruitment.

Sorprende también la especialización en marketing jurídico o en marketing digital para abogados, cada vez más necesaria en cualquier empresa o despacho. Una persona que se dedique a la abogacía también puede desarrollarse profesionalmente en el marketing jurídico, consúltanos.

Por último, conviene reseñar la casi obligatoriedad por parte del sector en general de contar con un idioma mínimo, y es que cada vez son más las empresas y despachos que piden más de un C1 de nivel de inglés.

 

¿Ya te has decidido por alguna de ellas? No olvidéis valorar correctamente todas las alternativas y es que incluso como abogado hay muchas salidas profesionales desconocidas para la mayoría.

 

SI QUIERES CONOCER OTRAS ENTRADAS EN ESTE PORTAL SOBRE ABOGACÍA, ABOGADOS Y SALIDAS PROFESIONALES.

 

CONOCE EL EXAMEN DE ACCESO A LA ABOGACÍA.

LOS MEJORES MÁSTER DE ACCESO A LA ABOGACÍA.

LOS MEJORES MÁSTERS EN DERECHO CORPORATIVO.

 

 

SI QUIERES ADQUIRIR EN AMAZON LIBROS PARA PREPARAR EL EXAMEN DE ACCESO A LA ABOGACÍA, TE RECOMENDAMOS LOS SIGUIENTES:

 

Manual Preguntas Test Examen Acceso a la Abogacía 2022
Pack Memento Ejercicio Profesional de la Abogacía 2022 + Manual Preguntas Test Examen Acceso a la Abogacía 2022
Acceso a la Abogacía y Procura. Preparación del examen de acceso 2021 (Papel + e-book) (Practicum)
Manual Preguntas Test Examen Acceso a la Abogacía 2021
Manual Preguntas Test Examen Acceso a la Abogacía 2022
Pack Memento Ejercicio Profesional de la Abogacía 2022 + Manual Preguntas Test Examen Acceso a la Abogacía 2022
Acceso a la Abogacía y Procura. Preparación del examen de acceso 2021 (Papel + e-book) (Practicum)
Manual Preguntas Test Examen Acceso a la Abogacía 2021
31,62 EUR
91,88 EUR
56,00 EUR
30,63 EUR
Manual Preguntas Test Examen Acceso a la Abogacía 2022
Manual Preguntas Test Examen Acceso a la Abogacía 2022
31,62 EUR
Pack Memento Ejercicio Profesional de la Abogacía 2022 + Manual Preguntas Test Examen Acceso a la Abogacía 2022
Pack Memento Ejercicio Profesional de la Abogacía 2022 + Manual Preguntas Test Examen Acceso a la Abogacía 2022
91,88 EUR
Acceso a la Abogacía y Procura. Preparación del examen de acceso 2021 (Papel + e-book) (Practicum)
Acceso a la Abogacía y Procura. Preparación del examen de acceso 2021 (Papel + e-book) (Practicum)
56,00 EUR
Manual Preguntas Test Examen Acceso a la Abogacía 2021
Manual Preguntas Test Examen Acceso a la Abogacía 2021
30,63 EUR

 



error: Este contenido esta protegido !!