Las subastas por internet y la industria de la moda.

Las subastas por internet y la industria de la moda.

Recientemente el medio digital estadounidense de noticias financieras y empresariales Business Insider, en colaboración con Christie’s, daba a conocer cinco de los bolsos más caros vendidos por la casa de subastas con sedes en Londres y Nueva York, información que me permite realizar algunas reflexiones sobre las subastas en internet y la industria de la moda.

 

Bolso Birkin Himalaya, de la firma Hermès

 

 

Business Insider precisa que el bolso más caro vendido en subasta ha sido una edición limitada de la firma francesa Hermès, concretamente, un Birkin Himalaya. Se trata de una pieza de 30 centímetros, fabricada con piel de cocodrilo niloticus y con un diamante de 18 quilates y oro blanco en su cierre. A pesar de que los expertos de Christie´s lo valoraron entre 100.000 y 150.000 dólares, fue vendido en 2019 por 384,285 dólares.

 

Bolso de noche Métiers D’Art Paris-Shanghai Black Lucite Matryoshka.

 

Son también destacables otras de las piezas más caras vendidas por la casa, como el bolso de noche Métiers D’Art Paris-Shanghai Black Lucite Matryoshka, con broche dorado, de la firma Chanel, vendido en 2018 por 32.500 dólares, o el otro Birkin, éste de cuero metálico Chèvre, con broche dorado, vendido por 109.500 dólares.

 

MODA Y SUBASTAS.

Christie’s es en la actualidad, junto con Sotheby’s, la casa de subastas de arte y coleccionismo más importante a nivel mundial. Fue fundada en Londres en 1766 por James Christie, aprovechando el buen momento que la capital británica vivió en los años siguientes a la Revolución Francesa, en cuanto al comercio de obras de arte, y desde entonces ha realizado las mayores subastas de la historia.

 

Subasta de Christie’s, la casa de subastas más famosa del mundo.

 

Es conocido, dentro del mercado del arte y el coleccionismo, el papel fundamental que representa la venta por subasta. Las subastas constituyen una fórmula de distribución de productos, caracterizada por su gran repercusión mediática y las altas rentabilidades obtenidas en algunas adjudicaciones.

 

Por este motivo, las subastas pueden constituir también un canal de distribución de interés para la industria de la moda y el lujo. Así lo han puesto de manifiesto Business Insider y la propia casa Christie’s, con su subasta on-line de bolsos “Summer in the City”, que reúne ofertas de Birkins, Kelly Bags, Louis Vuitton Trunks o Chanel vintage.

 

Pero no todo en el mundo de las subastas de la moda es lujo y suntuosidad. Así, plataformas como eBay han popularizado las subastas virtuales de productos de bajo coste, permitiendo a este subsector de la industria ampliar su mercado en clientes y medios de distribución.

 

Por otra parte, es preciso también señalar que la crisis sanitaria originada por el COVID-19 ha favorecido el crecimiento del comercio electrónico en general y, también, el auge de las subastas on-line.

 

LAS SUBASTAS

 

El funcionamiento de las subastas es sencillo y está ampliamente difundido. Los precios de salida suelen estar muy ajustados, para favorecer la participación de los potenciales compradores, por lo que en muchas ocasiones resulta un método muy económico para la adquisición de bienes. No obstante, como se desprende de la información de Business Insider, en otras ocasiones la subasta se configura como un sistema de determinación del precio que permite al vendedor obtener un precio más elevado que el que lograría recurriendo a otros canales.

 

El método de venta por subasta más difundido es el de las subastas al alza o inglesas. Las subastas cuentan con una gran tradición en el Reino Unido y, sin embargo, el Derecho inglés carece de una definición legal de esta figura. La doctrina y la jurisprudencia inglesas definen la subasta como una forma de venta de bienes que se ofertan al mejor postor en un concurso público.

 

Por otra parte, junto al método tradicional de subasta en sala, con los clientes presentes, las nuevas tecnologías han traído las subastas on-line, por internet, que han facilitado el acceso al mediano y pequeño inversor.

 

Las subastas en internet son subastas virtuales. Una casa de subastas sirve de soporte y en ellas cada lote o producto ofertado mantiene abierta su puja durante varios días, para favorecer las posibilidades de compra, haciéndose público el precio de venta y sus constantes incrementos. Casas de subastas de reconocido prestigio, como Christie’s, aportan su reputación como garantía de las ofertas.

 

Marco jurídico general de las subastas en Derecho español.

 

En Derecho español, además de las disposiciones generales sobre compraventa contenidas en el Código Civil, los artículos 56 a 61 de la Ley 7/1996, de 15 de enero, de Ordenación del Comercio Minorista regulan algunos aspectos del procedimiento de venta en subasta pública, entre los que destacan los deberes de información de las casas de subastas, la necesidad de formalizar el contrato por escrito, la irreivindicabilidad de los bienes adquiridos por venta en pública subasta y la responsabilidad solidaria de la empresa subastadora (que incumple sus deberes de información) con el vendedor por los vicios o defectos ocultos o la falta de conformidad de lo vendido con el anuncio de la subasta.

 

Esta regulación de las subastas, como mecanismo contractual de venta de carácter voluntario y de naturaleza privada, llevada a cabo por la Ley de Ordenación del Comercio Minoristas, pretendió dar respuesta a la proliferación en nuestro país de las salas privadas de subastas o casas de subastas especializadas, particularmente, en el ámbito de las obras de arte y objetos de valor.

 

Las subastas electrónicas como servicios de la sociedad de la información.

 

Centrado el análisis de la presente entrada en las subastas on-line, debo referirme a la Ley 34/2002, de 11 de julio de 2002, de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico («BOE» núm. 166, de 12/07/2002), que, en línea con el concepto establecido en la Directiva 2000/31/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 8 de junio de 2000, relativa a determinados aspectos jurídicos de los servicios de la sociedad de la información, en particular el comercio electrónico en el mercado interior (Directiva sobre el comercio electrónico), define los “servicios de la sociedad de la información”, en sentido amplio, como el conjunto de actividades económicas que se prestan normalmente a título oneroso, a distancia, por vía electrónica y a petición individual del destinatario de dichos servicios.

 

La Ley de Servicios de la Sociedad de la Información establece, además, una lista de los servicios que se consideran servicios de la sociedad de la información, en la cual se incluyen, siempre que representen una actividad económica, la organización y gestión de subastas por medios electrónicos.

 

Finalmente, debemos recordar que, a la contratación por medio de subastas en internet, le es de aplicación la normativa general sobre contratos y, en particular, la regulación sobre protección de consumidores y usuarios, así como el resto de normas que disciplinan la actividad comercial y la normativa sectorial o especial de pertinente aplicación.

 

La responsabilidad de las casas de apuestas como prestadoras de servicios de la sociedad de la información.

 

Las casas de subastas por internet tienen la condición jurídica de prestadores de servicios de la sociedad de la información. Su actividad consiste en poner a disposición de los usuarios un espacio virtual, un sitio web en internet, que permite la contratación entre ellos por este medio.

 

Quienes participan en las plataformas de subastas electrónicas almacenan en ellas sus ofertas de compra o de venta, por lo que los prestadores de los servicios de subastas por internet están sometidos al régimen de responsabilidad aplicable a los prestadores de servicios de alojamiento o almacenamiento de datos, al que ya me referí con más detalle en mi anterior entrada “Louis Vuitton y la venta de falsificaciones por internet”.

 

Este régimen de responsabilidad se caracteriza por la inexistencia de responsabilidad cuando se realice una actividad pasiva, que no permita al prestador de servicios tener conocimiento del contenido de la información almacenada.

 

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha tenido ocasión de precisar que la exención de responsabilidad no es aplicable cuando el prestador de servicios ha desempeñado un papel activo, o cuando ha tenido conocimiento de hechos o circunstancias en cuya virtud, un operador diligente, hubiera debido constatar el carácter ilícito de las ofertas de venta (sentencia TJUE de 12 de julio de 2011, asunto L’Oréal contra eBay).

 

CONCLUSIÓN

 

Gracias a internet las subastan ya no son cosa de unos pocos o de sectores muy determinados, como el pesquero. Las subastas por internet se configuran como un canal de distribución muy rentable, ya que permite a quienes participan celebrar negocios jurídicos en el ámbito del comercio electrónico, utilizando la infraestructura de internet.

 

La relevancia de las subastas se mantiene en los ámbitos del arte o de los objetos de gran valor. En este sentido, Business Insider y Christie’s han puesto de manifiesto su interés para la industria de la moda y el lujo.

 

Sin embargo, internet ha democratizado el concepto, poniendo las subastas al alcance de todo el mundo, pues cualquier producto puede salir a subasta en eBay.

 

Este auge del comercio electrónico y de los servicios de la sociedad de la información, ha exigido al legislador una respuesta que permita encauzar esta realidad aún emergente. La Directiva 2000/31/CE, sobre el comercio electrónico, a nivel europeo, y la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, en el ámbito interno, han venido a cumplir esta función.

 

El aumento de las compras por Internet desde la comodidad de nuestro hogar, permite afirmar que el auge de las subastas online tiene aún un largo recorrido. Por otra parte, la crisis originada por el COVID-19 y la necesidad de adaptarse a la “nueva normalidad”, favorecen también la evolución del comercio electrónico y, dentro de este, de las subastas on-line.

 

 

BIBLIOGRAFÍA Y OTROS RECURSOS


– 5 of the most expensive handbags ever auctioned by Christie’s, en https://www.businessinsider.com.

 

  • Asensi Merás, A. [2012]. Régimen jurídico de las subastas. Las subastas electrónicas en particular. Universidad de Alicante.

 

ENLACES A IMÁGNES.