EL ÉXITO DE MANGO I: El nacimiento de la marca

EL ÉXITO DE MANGO I: El nacimiento de la marca

MANGO marca mundialmente reconocida

MANGO es una multinacional de moda enfocada a la fabricación y venta de prendas y accesorios para hombres, mujeres y niños. Es una de las marcas de moda más conocidas de España, además de ser mundialmente reconocida debido a su expansión internacional.

Lanzada por primera vez en 1984, hoy es el segundo mayor exportador del sector textil español detrás de Inditex.

Es por ello, que en este post vamos a conocer un poco más a la gran empresa catalana de moda.

LOS PRIMEROS AÑOS DE MANGO (1984 – 2000)

Isak Andic es el hombre que se encuentra tras MANGO. Es el actual presidente y fundador de la hoy mundialmente conocida marca de moda MANGO. Es el propietario de la mayor parte de las acciones de la empresa familiar. De origen sefardí, se mudó de Turquía a España en 1960. En 1984 decide abrir su primer punto de venta de moda con el nombre de MANGO. El nombre se debe a la fruta homónima que había descubierto durante sus vacaciones en Filipinas en la década de los 70.

Como ya se ha mencionado, MANGO nace en 1984 en Barcelona, con la apertura de la primera tienda en el Passeig de Gràcia. En muy poco tiempo, tuvo muy buena acogida por lo que, en el transcurso de un año, ya se habían abierto 5 locales en dicha ciudad. En 1985 decide expandirse en el territorio nacional, saliendo de Barcelona, para abrir una tienda en Valencia.

Lo que al principio era un pequeño equipo de colaboradores con cinco puntos de venta en Cataluña (1984-1985), comenzó a crecer y expandirse por todo el territorio español llegando a 13 puntos de venta en 1988.

En estos primeros años, Isak se dio cuenta de que a pesar de que la calidad de la ropa y que los diseños eran ampliamente aceptados entre las mujeres españolas, el producto carecía de un concepto global que lo hiciera lo suficientemente atractivo para comenzar un desarrollo de tamaño mediano. Este tenía que ser un concepto completo y permitir la unificación de las fortalezas comerciales en un solo punto, incluyendo características tangibles e intangibles como: moda, diseño, imagen y buena relación calidad-precio.

 

A pesar el éxito cosechado en los primeros años de vida de la marca se hizo necesario llevar a cabo una mejora del sistema interno de gestión de existencias, logística y distribución de productos. La eficiencia de este sistema junto con el reconocimiento de un concepto diferente se convertiría en los principales pilares del crecimiento sostenido de MANGO en los años siguientes. Así se inició el sistema de producción basado en la filosofía JIT (Just-In-Time), que hace referencia a la producción en función de la demanda del mercado y se basó en equipos de trabajo especializados y coordinados. La filosofía JIT permitió a la compañía incrementar la productividad y la eficiencia, así como mantener unos estándares estables de calidad a la vez que los riesgos disminuían.

Durante los siguientes siete años, la compañía alcanzaría 100 puntos de venta en España y un volumen de ventas por valor de 48 millones de euros.

 

Una vez que la marca consolidó su posición en el mercado nacional, comenzó su expansión internacional. Esta se dio por primera vez con la apertura de dos tiendas en Portugal, en 1992.

 

Tres años más tarde, en 1995, la expansión internacional continúa en Asia con puntos de venta en Singapur y Taiwán. Ese mismo año, se abre el portal online mango.com.

En 1997, el volumen de negocios generados en el extranjero superó el de los negocios nacionales por primera vez, que coincide con la apertura al público de la flagship store de París ubicada en el Boulevard des Capucines.

En el 2000 se inaugura la tienda online, mangoshop.com, que supone portal de ventas que le permite diversificar sus ventas en tienda física.

 

EL CONCEPTO DE MARCA DE MANGO

Sin lugar a duda, una de las claves del éxito de MANGO ha sido su posicionamiento gracias al desarrollo de su concepto de marca. El concepto MANGO se basa en una alianza entre un producto de calidad, con un diseño original y una imagen de marca coherente y unificada. Vestir a las mujeres modernas y urbanas para sus necesidades diarias es la fórmula que han analizado, adaptado y aplicado en todos los países en los que MANGO está presente.

Su misión, tal y como dice el propietario Isak Andic, es “estar presente en todas las ciudades del mundo”, consciente de que compite al más alto nivel y sin perder los valores que se respiran en el ambiente de MANGO.

Su visión es que el cliente que quiera comprar Mango lo pueda comprar donde quiera. Desde el año 2000, el Grupo facilita la adquisición de sus productos a través de la venta Online.

Se ha diseñado un código ético con valores fundamentales y principios de referencia que permiten alcanzar los objetivos empresariales mediante una mezcla de entusiasmo, creatividad y formación continua. La mejora continua es la base de la gestión diaria: potenciando la formación permanente, creando un clima de aportación de ideas y autocrítica constante. MANGO tiene como valores de la marca: Humildad, positividad, honestidad y respeto, los cuales tratan que se vean reflejados en todas las acciones de la empresa.

 

EL HOMBRE TRAS EL ÉXITO DE MANGO: ISAK ANDIC

Para conocer más de cerca la marca catalana resulta imprescindible descubrir a su fundador, del que ya hemos dado unas pequeñas pinceladas al comienzo del post.

Isak Andic

 

Isak Andic, de familia de judíos sefardíes, nació en Estambul en 1953 y se mudó a España en la década de los 60, concretamente a Barcelona.

El joven Andic no tardó en adentrarse en el negocio de la moda. Con diecisiete años, en 1972, comenzó a vender varias camisas y blusas bordadas a mano de estilo hippy hechas en Turquía a varias tiendas y posteriormente, pasó a venderlas por encargo para luego hacerlo en un mercadillo de la capital catalana.

Poco a poco fue generando una pequeña fortuna, la cual invertiría junto con su hermano Nahman Andic (Estambul, 1951) en la creación en 1984 de la primera tienda MANGO, en el Passeig de Gràcia.

El nombre de la marca, MANGO, se debe a la fruta exótica que descubrió en un viaje de vacaciones a Filipinas en la década de los 70 y que le gustó por su sororidad.

 

Desde que se fundó, Isak siempre ha sido el encargado de llevar las riendas del negocio, y consiguió impulsar la marca debido al aire joven e innovador que revisten sus prendas. Los productos y la imagen conectaban con el público, lo que permitió que año tras año la empresa catalana aumentara sustancialmente sus cifras de facturación.

 

En cuanto a su vida privada, Andic siempre ha sido muy discreto, pese a tratarse de una de las mayores fortunas de España y a penas participa en actos sociales. En los últimos años ha comenzado a romper este halo de misterio y se le ha podido ver en diversos actos públicos, especialmente en entregas de premios.

Isak contrajo matrimonio con Neus Raig, de quien se encuentra separado actualmente. De dicho matrimonio nacieron tres hijos: Jonathan (1981), Judith (1982) y Sarah (1997). Los dos mayores forman parte de la empresa familiar.

Según la lista de la revista Forbes, el patrimonio de Andic pasó de 3.200 millones de euros en 2016 a 2.300 en 2017 y del cuarto puesto como hombre más rico de España al noveno. Es patrono de la Fundación Princesa de Asturias, de la Fundación Princesa de Girona, de la Fundación Elena Barraquer y del Museu Nacional d’Art de Catalunya (MNAC).

 

Bibliografía:



error: Este contenido esta protegido !!