Enrique Ortega Burgos

¿QUÉ ES UNA PATENTE? ¿DÓNDE SE REGULA?

¿QUÉ ES UNA PATENTE? ¿DÓNDE SE REGULAN LAS PATENTES? CONOCE TODO LO QUE NECESITAS SABER SOBRE LAS PATENTES.

 

La velocidad a la que avanza el mundo corresponde al gran desarrollo tecnológico en el que nos encontramos, por lo que estas invenciones han de estar protegidos. Esta protección puede llevarse a cabo a través de las patentes por lo que una vez que tengamos esa invención protegida también podremos licenciarla o transferirla incrementando la calidad de vida de los seres humanos.

Tanto es así que en el ámbito tecnológico y más concretamente en el sector de la telefonía, Samsung fue la compañía que registró más patentes en España.

En España la normativa nacional actual es la Ley de Patentes 24/2015 de 24 de julio. Esta Ley pretende agilizar y simplificar el proceso de protección de la innovación por lo que mejora la seguridad jurídica.

Asimismo, y, desde el punto de vista económico las patentes son fuente de crecimiento económico, por lo que las estadísticas en este ámbito han de ser entendidas como un “espejismo de maravillosa abundancia y objetividad”.

 

¿Por qué identificar y proteger la tecnología?

 

Las patentes permiten proteger la innovación, concediendo un derecho exclusivo y temporal a su titular. Ello permite la mejora en los siguientes aspectos:

 

Es decir, los nuevos activos intangibles crean valor en el mercado por lo que hemos de dar apoyo legal y tecnológico a nuestros futuros clientes.

 

¿QUÉ ES UNA PATENTE?

 

Una patente es un título otorgado por el Estado que confiere a su titular, el primero que hace la solicitud, un monopolio de explotación industrial y comercial de la invención patentada durante 20 años, de forma que el solicitante tiene el derecho de impedir que alguien copie, utilice, distribuya o venda la invención sin su permiso.

 

De esta definición podemos extrapolar que,

 

Su duración es de 20 años improrrogables desde la fecha de la solicitud, por lo que, una vez superados estos 20 años, no habrá posibilidad de protegerlo a través de esta vía. Hemos de mencionar que ya desde la publicación de la solicitud se otorga una protección provisional.

 

¿Qué se puede patentar y qué requisitos ha de cumplir la patente?

 

La propia Ley de Patentes 24/2015 dispone que se pueden considerar como invenciones patentables en el campo de la tecnología aquellas que,

 

En este sentimos, constituye el estado de la técnica cualquier prueba de que su invención ya se conocía. No es necesario que se conviertan en un producto, basta con que existan anteriormente.

Si no se cumplen estos tres requisitos, no podremos registrar y proteger nuestra patente.

 

¿Cuál es el procedimiento para obtener una patente?

 

El procedimiento para proteger una patente a nivel nacional puede asentarse en varias etapas:

 

 

 

¿Qué no se puede patentar?

 

Sin embargo, no todo se puede patentar y es que por ejemplo los descubrimientos, métodos matemáticos, obras literarias o artísticas, las formas de presentar informaciones o los programas de ordenadores no son susceptibles de ser considerado como invenciones. En cuanto a los programas informáticos (como tal) pueden protegerse por Propiedad Intelectual (Derechos de autor) pero no por patente.

Asimismo, tampoco serán susceptibles de patentar aquéllas que sean contrarias al orden público o a las buenas costumbres. Por ejemplo, no serán patentables los procedimientos de clonación de seres humanos, la modificación de identidad genética germinal del ser humano o las utilizaciones de embriones humanos con fines industriales o comerciales.

 

¿Qué tipos de patentes existen?

 

 

¿Qué tiene que incluir la documentación de la patente?

 

Quizás es una de las partes más importantes en materia de patentes, por lo que lo correcto sería contar con un abogado especialista en la materia que conozca sobre qué documentación ha de presentarse:

 

Asimismo, también habrá de abonarse las tasas correspondientes para su total solicitud de protección.

 

¿Ofrecen ventajas y desventajas el sistema de patentes?

 

Como todo sistema de protección, las patentes comportan una serie de ventajas y una serie de desventajas.

 

¿Hay que diferenciar esta vía de protección de otras?

 

Hemos de distinguir las patentes de,

 

Análisis breve y detallado en materia de obtenciones vegetales.

 

El sector agroalimentario está en constante correlación con el crecimiento vertiginoso de la población, por lo que hablamos del reto en la producción de alimentos.

Ejemplo de ello es que en los próximos 50 años habrá que producir más alimentos que en los pasados 10.000 por lo que ha de destinarse un gran porcentaje de agua potable a la agricultura.

Asimismo, ese incremento del uso del agua aumentará como consecuencia del cambio climático.

Sin embargo, los beneficios de las patentes en materia de obtenciones vegetales son superiores a sus desventajas pues reduce la resistencia a enfermedades, mejora la calidad, su precocidad o permite que se adapte a zonas distintas de cultivo.

Un ejemplo de ello es la patente de la manzana Ambrosia la cual expiró en 2017. Se trataba de una variedad de manzana de sabor dulce de mitad de estación, cuyo color es amarillo crema y rojiza y que posee ventajas a la hora de cosecharlas.

 

¿Qué conclusiones podemos obtener?

 

La industrialización cuyos inicios se encuentran ya en el siglo XIX ha conllevado el desarrollo de las tecnologías, por lo que esta innovación podremos protegerla a través de las patentes.

En mi opinión, las patentes indican la innovación y el desarrollo tecnológico de un país pues una fuente de información tecnológica con una duración limitada.

Sin lugar a duda, las patentes son una herramienta para proteger las tecnologías del futuro, por lo que contar con un abogado experto en Propiedad Industrial nos permitirá obtener una protección adecuada al producto o procedimiento en concreto que queramos patentar.

Estos abogados de patentes han de tener una serie de cualidades,

 

 

 

Salir de la versión móvil